passivhaus1

Casas pasivas

Las casas más confortables y con menor consumo energético del mundo.

Edificios saludables, con máximo confort y bienestar. Consumo energético casi nulo y mínimo impacto ambiental. Respetuosos con el medio ambiente, y capaces de detener el cambio climático. Huella ecológica casi nula. Emisión de CO2 casi inexistente. El futuro de toda la construcción, hoy.

Sin necesidad de gas, calderas, radiadores, ni aire acondicionado.

  • Conservando la energía del edificio (principio pasivo).
  • Suelo radiante (calefacción y refrigeración).
  • Con la mejor orientación.
  • Gran aislamiento de fachada y cubierta.
  • Placas solares.
  • Control de la hermeticidad al aire, evitando infiltraciones.
  • Carpinterías selladas y extremadamente eficientes.
  • Ventilación mecánica, con recuperador de calor (90%), y gran calidad del aire.

Passivhaus Institute, PHI, máxima exigencia mundial en cuanto a eficiencia energética, emplea su propio software, el PHPP (Passivhaus Planning Package). Comprueba, paso a paso, la construcción, los cálculos térmicos del edificio y su consecución. Entre otros:

  • Demandas de calefacción y de refrigeración: ≤ 15 KW/h m² año.
  • Estanqueidad de la envolvente n50 ≤ 0,6/h.

Todo ha de estar medido y comprobado. Todo ha de responder a los más estrictos controles. Con seguridad. Si no está certificado, no es Passivhaus.

Diferencias Passivhaus frente a la construcción tradicional

ahorro
+ Ahorro

La combinación de mínimo consumo (hasta un 90% menos de consumo energético) y placas fotovoltaicas, produce importantes beneficios. Al ahorro en suministros, se une la posibilidad de cargar a coste cero coches eléctricos o dar servicio a piscinas climatizadas…Según el número de placas solares, puede incluso sobrar energía, para vender a la compañía eléctrica. Un antes y un después de la concepción de cualquier edificio. Certificado.

salud
+ Salud

Clave en la prevención de contagios y diferentes enfermedades. La ventilación mecánica de doble flujo produce el ambiente interior más sano posible, reduciendo y evitando dolencias y problemas. Se renueva constantemente el aire interior, que no recircula, sino que es expulsado, atrapando virus, bacterias y sustancias tóxicas o nocivas. A la vez, entra aire nuevo, limpio y sano, filtrado además, de polen y de toda contaminación.

comfort1
+ Confort

Confort térmico y acústico excepcional. Espacios de gran bienestar y comodidad para quien los disfruta. Temperaturas óptimas todos los días del año. Sin ruidos, humedades, mohos, corrientes o molestos chorros de aire. Sensación térmica agradable que se distribuye uniformemente. Sin peligro de mala combustión, al no haber calderas. Máxima calidad del aire y el ambiente más sano posible, superior incluso al exterior. Bienestar 100%.

rendimiento-intelectual
+ Rendimiento intelectual

En otros edificios, el aire no renovado y su mala calidad, provoca falta de concentración, rendimiento y creatividad, y aumentan el cansancio. Aquí, al eliminarse constantemente el aire viciado, cargado de micropartículas y CO2, se produce menos cansancio y más rendimiento intelectual, a cualquier edad. Los estudios demuestran que la calidad del aire mejora claramente la salud, y es proporcional a un mayor rendimiento escolar y laboral.

diseno
+ Diseño y espacio

La eliminación de radiadores, por no necesitarse, hace que la casa gane en espacio y en estética. Ni la distribución de la estancia, ni la decoración de la misma, dependen ya de paredes con molestos radiadores. Con suelo radiante (que calienta y refresca) se aprovecha más cada m². Todas las posibilidades de diseño son posibles, según gustos y necesidades. Multiplica metros y posibilidades. No te límites. Gana espacio y diseña libremente.

medio-ambiente
+ Protección medioambiental

Construcciones con mínima huella ecológica y máximo respeto por el planeta. Un freno directo al cambio climático. Consumo de hasta un 90% menos de energía, que supone una disminución drástica de las emisiones de gases de efecto invernadero. Energía limpia, gracias a las placas fotovoltaicas; tanto la consumida por la vivienda y los coches eléctricos, que en ella se cargan, como la sobrante, incorporada a la red eléctrica.

PROVEEDORES DE CALIDAD
Ir arriba